Regla nº 1


 

 

 

 

"Habla

hasta por los codos"

 

 


Hablando se entiende la gente. Habla con tu familia y cuéntales cómo te va en todo momento, la comunicación es lo más importante. A veces la distancia cultural y la incomprensión lingüística son la base de malentendidos y roces que pueden ser fácilmente resueltos.

 

Recuerda que el objetivo de la estancia es aprender el idioma y conocer la cultura irlandesa. No olvidéis contar cualquier problema a los coordinadores que están ahí para ayudaros y que os visitarán con frecuencia.